Homenaje a Juan Carlos Basualto Katscher (Q.E.P.D.)

16 · noviembre · 2015

Dueño de una profunda vocación por la docencia y la investigación, Juan Carlos Basualto Katscher dedicó su vida a la labor académica, dejando un imborrable recuerdo entre todos quienes lo conocieron y trabajaron junto a él.

JBKLa Universidad Técnica Federico Santa María lamenta profundamente el fallecimiento del profesor auxiliar del Departamento de Ingeniería Metalúrgica y de Materiales, Juan Carlos Basualto Katscher (Q.E.P.D.), quien dedicó su vida a la docencia e investigación, especialmente en el área de comportamiento mecánico de materiales, metalografía, y análisis de fallas.

Juan Carlos Basualto nació el 22 de junio de 1943. Ingresó a la USM en 1958, inicialmente como alumno de la Escuela de Artes y Oficios y más adelante como estudiante del Colegio de Ingenieros, siendo el primer ingeniero mecánico que llevó el nuevo título de ingeniero “civil” mecánico de la Universidad. Ya en 1971 fue contratado como profesor de jornada completa para las carreras de Ingeniería Civil y Ejecución Metalúrgica, recientemente creadas entonces por la Facultad de Química.

En ese marco, tuvo un rol pionero en la instalación y puesta en marcha de los laboratorios de las nuevas carreras: ellos fueron los Laboratorios de Metalografía, Difracción de Rayos X, Microscopía Electrónica y Procesamiento de Metales. Asumió la tarea de formar a todas las siguientes generaciones durante 40 años en las artes del ensayo de materiales, la metalografía y el diagnóstico del comportamiento de materiales en servicio, con una indisimulada preferencia por la realidad física y su examen atento. Más adelante, formó parte del equipo académico que llevó a cabo importantes trabajos de investigación y desarrollo en relación al uso y deterioro de materiales en la industria minera, donde fue actor relevante en la puesta en marcha de ensayos de desgaste a escala de laboratorio y pruebas de desgaste de medios de molienda en plantas mineras.

Además, dirigió investigaciones pioneras en el campo de materiales para usos dentales, desarrollando metodologías de evaluación en laboratorio y prueba de aleaciones innovadoras en este campo. Como resultado de estos trabajos, se derivó un emprendimiento orientado inicialmente a la fabricación de aleaciones dentales. Esta empresa continúa activa hasta el día de hoy.

Por su reconocida labor, participó activamente y a través de varias décadas en trabajos de asesoría técnica y servicios prestados por la Universidad a la industria metalúrgica, destacando sus trabajos en análisis de fallas y estudios de desempeño de materiales.

Pero fue sin duda en el aula, donde dejó una huella indeleble, siendo un profesor esforzado y entusiasta, tanto para estudiantes de la especialidad de Metalurgia como para otras carreras. En este terreno se ganó el reconocimiento de sus alumnos, quienes lo distinguieron permanentemente por la calidad de su trabajo y por su contribución a la formación técnica y humana. Esto le significó recibir por parte de la Universidad el premio como Maestro Destacado.

Asimismo, formó parte activa de la vida del Departamento de Ingeniería Metalúrgica y de Materiales, y de la Universidad en general, como profesor, Jefe de Sección, Jefe de Laboratorios, Jefe de Carrera, y miembro de Consejos de Departamento y de Docencia.

Se acogió a retiro en el año 2010, y a partir de entonces mantuvo participación en el trabajo de docencia para el Departamento de Ingeniería Metalúrgica y de Materiales, conservando sus características esenciales de profesor dedicado, riguroso y preocupado por sus estudiantes en su calidad de ingenieros en formación, pero también de personas.

Orden y método

Casado con Irene Porras, vivieron en Valparaíso y en Villa Alemana, junto a sus tres hijos, Juan Carlos, Lorena y Marisa.

Fue un estudiante travieso, gimnasta y comprometido con lo justo. Ya profesional, se caracterizó por su regularidad, orden y método en todo lo que hacía y tenía. Los instructores de apoyo académico tuvieron siempre en él al maestro que les preparó para su tarea técnica y docente con paciencia y dedicación. Generaciones de estudiantes tuvieron en él al mentor atento que entre conversaciones, trabajos y celebraciones hallaron el consejo preciso, la observación crítica y el impulso para continuar. Sabía distinguir claramente el trabajo del resto de la vida, pero lo travieso no lo perdió nunca, testimoniado en innumerables anécdotas de su vida. Solía ser drástico con las artes, la cultura, las especulaciones y la figuración, en una ética de servicio silencioso, prefiriendo hacer de cimiento del quehacer de todos los demás que también formó. Paradojalmente, su práctica del análisis de fallas tenía muchos de los rasgos del trabajo poético, observando minuciosa y sensiblemente el objeto, descubriendo lentamente las sutiles relaciones e hilos que conducían a resolver el misterio.

A pesar de haberse acogido a retiro, en sus útimos años dio testimonio de su amor irrestricto por la Universidad, estando disponible para colaborar en docencia y formación de nuevos instructores de apoyo académico hasta poco antes de partir.

Reiteramos nuestras más sentidas condolencias a sus familiares, amigos, compañeros de labores, alumnos y exalumnos.

Hay 6 comentarios en esta noticia

Juan Carlos Basualto P. Publicado el 16 d noviembre d 2015 a las 22:23

En nombre de toda la familia de mi padre y especialmente, de mi madre, Irene y de mis hermanas, Lorena y Marisa, y del mío propio, quiero expresar mis más sinceros agradecimientos a la Universidad Técnica Federico Santa María por este nuevo homenaje a mi papá, quien nos dejó tan intempestivamente. Estamos orgullosos de su persona y de su legado.

Jorge Aros Vega Publicado el 17 d noviembre d 2015 a las 08:43

Conocí a don Juan Basualto Katscher hace como 25 años, fue un hombre notable como él decía de muchos a los cuales admiraba por sus cualidades humanas. Muchas veces conversamos sobre la vida y era notable la forma cómo relacionaba las cualidades de los metales con la vida de las personas, era un poeta en lo que se refiere al respeto a la persona y a la búsqueda de la justicia. Verdaderamente ha sido una gran pérdida para nuestra familia, para la universidad y, sobre todo, para la humanidad.
Don Juan fue mi suegro por veinte años y me aceptó como pololo de su hija Lorena durante casi cinco años, es el abuelo (tata) de mis hijos que hicieron despertar en él una ternura que la tenía muy presente en su vida. Me enseñó a ser un buen profesor universitario y a no juzgar a ninguno de mis alumnos antes de conocerlos y a comprenderlos en sus experiencias de vida.
Doy gracias a Dios por haberme dejado conocer a un hombre notable por 25 años y que don Juan me haya dado la oportunidad de ingresar a su familia con una acogida única.
Voy a extrañar los almuerzos familiares, sus travesuras con mis hijos, las siestas frente al televisor mirando partidos fomes o películas lentísimas, sus tallas, sus apretones de manos, sus abrazos y sus lágrimas emocionadas cuando algo lo conmovía. Pero sé que siempre estará con nosotros con su alegría y buen humor.
Don Juan se ha alejado por un tiempo de nosotros, pero estará siempre en nuestro corazón.
Jorge Aros Vega
Mg. Teología, Profesor PUCV

Emilio Figueroa Publicado el 17 d noviembre d 2015 a las 12:41

Una lamentable pérdida, una gran persona, siempre muy amable.

Alex Vega Plaza Publicado el 17 d noviembre d 2015 a las 18:33

Mis sinceros saludos a la familia, un gran profesor y siempre dando un tiempo para conversar mas allá de la universidad y alentando a lograr la meta de ser un profesional. Muy buen ejemplo a seguir, hasta siempre don Juan…..

Alejandro Belmar M Publicado el 18 d noviembre d 2015 a las 11:32

Nada mas que darle las gracias a esta excepcional persona. Muchas de las razones por las que estudié metalurgia se las debo a jhonny.
Un abrazo a toda su familia y la invitación a recordarlo como la gran persona que fue.
Espero que alguna de las salas o laboratorios del departamento puedan llevar su nombre.
Grande jhonny!!!

Miguel Ramos F Publicado el 13 d mayo d 2016 a las 16:14

Recién me entero, muy lamentable su partida, tuve el gusto de verlo con motivo de mi visión la usm en 2012 con motivo de mis 60 años, compartimos gratos momentos como alumnos en la reciente carrera, recuerdo su colaboración directa con don Máx el director de la recién creada carrera
Mis sinceras condolencias y lamento no haberme informado antes.
Miguel Ramos F. Metalurgia 1972

Ingresa tu comentario

Valoramos su opinión siempre que esta sea emitida con respeto y responsabilidad. Nos reservamos el derecho a no publicar comentarios que resulten ofensivos o fuera del contexto de la noticia.

(*) Son datos necesario para enviar.

USM Transparente Universidad Acreditada 6 Años G9 Universidades Públicas No Estatales
Mecesup Reuna Universia Estudia en Valparaíso Agrupación de Universidades Regionales de Chile